Análisis: Muros en Clash of Clans

Análisis: Muros en Clash of Clans

Del mismo modo en que es importante contar con sistemas de defensa que causen daño a los adversarios cuando nos atacan, en Clash of Clans es indispensable contar con buenos Muros que nos permitan ganar en cuanto a tiempo respecta.

Esto quiere decir que con murallas fuertes, es posible tener una ventaja de tiempo para hacerle daño a los enemigos antes de que ellos puedan ingresar a nuestra aldea.

El Muro debe construirse en forma continua y sin utilizar objetos naturales como árboles para complementarlo, ya que las tropas enemigas pueden caminar por encima de esos ítems y de esa forma nuestro muro perdería sentido. Una buena idea sería realizar dos capas de Muro que no estén en contacto, ya que si el enemigo envía tropas Rompemuros, causan daño a la capa principal y en caso de haber otra pegada, también la van rompiendo. Una vez que logran derribar y dejar un hueco, el resto de las unidades podrá penetrar.

Si bien el Muro no nos defiende para nada en caso de ataques aéreos, nos da la ventaja de poder contraatacar a las tropas terrestres que se nos acerquen, ya que mientras el enemigo deberá derribar el muro para poder atacar a nuestros sistemas de defensa, estos ya estarán atacando a sus tropas.

Características más relevantes de los Muros

  • Niveles: 12
  • Recursos para mejorarlos: Oro
  • Área de ataque: Tierra
  • Tamaño: 1×1
  • Nivel de Ayuntamiento mínimo: 2

Evolución de los Muros según nivel

Conforme aumenta el nivel del Ayuntamiento, se incrementa el número de bloques que podemos utilizar como muro, y además se va reforzando de forma significativa. Aquí podemos ver la evolución y las características del Muro conforma sube de nivel:

  • Nivel 1 (Madera): nos encontramos ante unas sencillas vallas de madera atadas con una cuerda. Muy vulnerables para cualquier ataque enemigo
  • Nivel 2 (Piedra): la madera se transforma en una roca más dura
  • Nivel 3 (Hormigón): el hormigón sustituye a la piedra y comienzan a ser más fuertes
  • Nivel 4 (Hormigón reforzado): el hormigón reforzado incrementa la seguridad y se hacen más altos
  • Nivel 5 (Oro): los muros se revisten de oro y los atacantes comienzan a tener más dificultades para romperlos
  • Nivel 6 (Amatista): el oro da paso a unos muros acabados en punta
  • Nivel 7 (Diamante): los muros crecen y transforman su color a una tonalidad morada
  • Nivel 8 (Acero reforzado): en la parte superior de los muros podemos ver un craneo
  • Nivel 9 (Titanio): en cada uno de los lados de la pared aparecen unos picos y sobre cada bloque hay una llama de fuego cuando forman una esquina
  • Nivel 10 ( Acero ígneo): una tubería transparente en la parte superior alberga lava y olas de fuego que intimidan a las tropas
  • Nivel 11 (Acero con lava): de los bloques fluye una lava ardiente de forma intermitente
  • Nivel 12 (Cuarzo y oro): el brillo de estos muros se refleja en las ondas de luces doradas que brillan intermitentemente

Estrategia Defensiva para defender Muros

  • Al momento de construir nuestro Muro, lo primero a tener en cuenta será evitar que las tropas terrestres puedan atravesarlo fácilmente, por eso, podemos también colocar otro tipo de edificios para potenciar la defensa
  • Evita que haya espacios entre los edificios y el Muro, puesto que esto permitiría al enemigo filtrar sus tropas hacia dentro de la aldea. En caso que te hayan quedado espacios, puedes aprovechar para colocar trampas ocultas
  • Colocar el Muro en forma de capas es una excelente estrategia de defensa para que el enemigo se retrase más en atravesarlo, especialmente en niveles más avanzados
  • Las junturas de los Muros son muy importantes pues son las zonas más sensibles a una invasión. Por lo mismo, nunca hagas junturas cuádruples, o sea, que muros provenientes de 4 direcciones (noreste, nordeste, sureste y sudoeste) converjan en una sola juntura, ya que si tus enemigos logran destruir esa juntura, ¡podrán invadirte en todas direcciones! Ten en claro que será imposible evitar junturas triples, especialmente en niveles más altos
  • Es recomendable que crees embudos en los muros perimetrales. Las unidades enemigas tienden a evitar atacar los Muros si no hay edificios a una distancia razonablemente corta. Ahora, si dejas aperturas en estos Muros perimetrales, podrías sufrir un ataque en estas zonas aparentemente vulnerables, ¡logrando así atraer unidades enemigas directamente a las trampas que coloques allí! Los Gigantes y Montapuercos son los más susceptibles a caer en estos embudos, ya que están hechos para priorizar el ataque a unidades terrestres
  • Ya que no son ilimitados, no malgastes Muros en proteger edificios no esenciales, como los Cuarteles o el Campamento

Estrategia Ofensiva para atacar Muros

  • Cuando seas tú el que debe atacar otra aldea y te encuentres con un Muro con espacios para filtrarse, ten cuidado, pues es probable que haya trampas ocultas
  • Los Rompemuros son excelentes para ingresar con facilidad; en cambio detrás de estos podrás tener Arqueros y Magos, que se ocuparán de disparar por encima, atacando a las estructuras y otros edificios defensivos
  • Si es posible, procura colocar recolectores alrededor del Muro, de esta forma harás que las tropas se entretengan con ellos antes de llegar al Muro
  • ¡Es difícil penetrar Muros sin los Rompemuros! Ya que son frágiles y costosos, una posibilidad es que ataques con una unidad poderosa (por ejemplo, un Gigante), de forma distraer a las fuerzas enemigas, de manera que (al igual que sacrificas un peón en el ajedrez) reciba el ataque de las torres, pudiendo luego tú desplegar tus Rompemuros.


Los Muros son uno de los edificios que menos retorno te dan, en comparación a la cantidad de recursos invertida en ellos. Es por esto que, salvo excepciones, una vez llegado a un nuevo nivel, mejorar tu Muro a un nivel de 5 o 6, pero a partir de ahí, dejarlo como última prioridad para mejorarlo.

Sabías qué...

Sobre la mejora del Muro es importante mencionar que a partir del nivel 9 (puede mejorarse hasta el nivel 12), es posible costear las mejoras tanto con oro como con elixir, debiendo desembolsar la misma cantidad sin importar qué material sea el que se elige.

¿Te ha sido de utilidad?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (165 votos, promedio: 4,19 de 5)